UEM

La empresa es un mundo, y el mundo es una empresa

Temas de actualidad económica y empresarial nacional e internacional, organización, dirección y estrategia empresarial, panorama y nuevas tendencias en los negocios, emprendimiento, capital humano.

Inés Martín (no verificado)
27 Abril 2016 04:12 pm Responder

Los dueños de las grandes empresas hoy tienen mayor poder económico que los antiguos emperadores. Eso da una ligera idea de la evolución de las finanzas, con la diferencia de que en tiempos pasados los amos del dinero eran más conocidos que los de ahora. Evidentemente, detrás de las entidades están las personas, pero identificarlas es algo tan difícil como averiguar sus posesiones. Los datos de que disponemos son fundamentalmente los provenientes de la prensa y otros medios de comunicación social que habría que contrastar, en cuando a exactitud y fiabilidad, con los datos de las haciendas públicas, y eso va a ser difícil por el escaso nivel de transparencia a que obligan las leyes de protección de informaciones privadas en la mayoría de los países. Así que, de momento, podemos formarnos una ligera idea con las noticas sobre el club Bilderberg o sobre los paraísos fiscales. El problema de raíz sigue siendo la falta de normalización de los mercados a nivel internacional- Pero hay otro todavía más grave, que es el despilfarro de la riqueza en actividades descabaladas y caprichosas. Esto provoca, entre otras cosas, reacciones encolerizadas por parte de los anti-sistema y, en definitiva, afecta al desarrollo económico internacional. El cambio de rumbo y de ciclo parece cercano. Sabemos que, en la actualidad, la deuda pública es impagable, el problema es dilucidar a quién perjudicará más su posible solución, porque es seguro que existe. En el siglo XX la viabilidad del sistema capitalista se solventó con los impuestos progresivos, en la actualidad parece que la salida va a consistir en responsabilidad de la actividad económica a las economías domésticas y en inevitables quitas.