UEM

Babel World

El blog del Departamento de Traducción y Comunicación Intercultural (TCI). A través de este blog, nuestro departamento quiere compartir contigo información, reflexiones, comentarios, trucos, sugerencias y datos de interés sobre diferentes aspectos en relación con el Grado en Traducción y Comunicación Intercultural. Te invitamos a que participes y hagas de este blog un espacio vivo y dinámico donde poder intercambiar ideas con el resto de la comunidad en la Red. Al terminar su lectura tendrás la posibilidad de publicar tu post o entry y así ampliar la información difundida.

episode two: el síndrome de Pinocho.

Babel World Blog del Grado en Traducción y Comunicación Intercultural de la UEV Blog Babel World Publicado 18 Septiembre 2009

Según un sondeo elaborado por la empresa de trabajo temporal Randstad, dos de cada diez trabajadores reconoce que ha «maquillado» su experiencia laboral y formativa. De todas formas, el porcentaje real de quienes «no son del todo sinceros» debe ser bastante superior, si tenemos en cuenta que, según añade esta misma compañía, afirmar que se posee un nivel medio de inglés se sobreentiende por parte del entrevistador como un nivel bajo.

Mentir sobre la edad para que el público siga creyendo en los milagros genéticos de nuestras «stars hollywoodienses» y con ello no admitir un paso por el quirófano, un coqueteo con el bisturí o un amorío con el Botox, ya no nos sorprende y tiene pocos efectos colaterales en nuestra vida diaria. Y en cuanto a las estrellas del pasado siglo que sobreviven en nuestro firmamento actual, estos avances «dermoestéticos» aún les permiten brillar en algunas constelaciones cinematográficas y convencer en la gran pantalla de que no son de la era del Big Bang.


Sin embargo, mentir en una entrevista laboral puede tener consecuencias muy diferentes. Pretender disponer de un título, ya sea máster o doctorado, cuando en realidad no se tiene, puede llevar a desagradables sorpresas una vez incorporados a nuestro puesto de trabajo. ¿Y qué decir de los que mienten sobre su nivel de conocimiento lingüístico? A veces los candidatos se aprovechan del desconocimiento por parte del propio entrevistador para «con muscho morro y muscho arte», alardear de unas capacidades escritas y orales en una lengua dada cuyo parecido con la realidad es pura coincidencia. Por otro lado, también está el triste caso en el que un sujeto desconocedor absoluto del idioma requerido para el puesto de trabajo te realiza la entrevista y al final uno se siente… «algo confundido». Aún recuerdo mi experiencia de hace algunos años en un gabinete de recursos humanos aquí en Valencia. Me pidieron que demostrara mi nivel de portugués hablando unas palabras. Al terminar mi «demostraçao», la entrevistadora me dijo sin parpadear que ella no hablaba ese idioma pero que lo que había dicho le había sonado a portugués y que ¡tenía el puesto!

Y ahora que uno está al otro lado de la barrera y que soy yo al que le toca entrevistar a potenciales profesores para impartir clases en nuestra institución, que tanto acentúa la excelencia de su claustro docente, me encuentro con candidatos que se atreven a calificar su nivel de inglés como excelente, superior, nativo o modestamente perfecto. Inocente y cándido antes de las primeras entrevistas, y preparado para recibir a esos descendientes de Shakespeare, cual no fue mi sorpresa al escuchar una sarta de errores gramaticales unidos a un acento más propio de la zona del Camp del Túria que del condado de Essex.

¿Acaso no se dan cuenta de que una vez evaluado su nivel real, el resto de su currículo pierde toda credibilidad? Sea cual sea el puesto de trabajo al que aspiran, hoy en día los candidatos deberán pasar por una prueba lingüística. ¿No sería mejor ajustar el nivel de idiomas a un nivel real, e ir mejorando su conocimiento a diario con tal de poder algún día escribir el adjetivo «excelente» sin miedo a hacer el ridículo durante una entrevista?

Gracias a permanencias en el extranjero, intercambios, estancias au-pair, becas Erasmus, academias de inglés, programas y másteres en Business English, ya no tenemos excusa que valga para tener que mentir en nuestros currículos con tal de conseguir un puesto de trabajo. Pues tarde o temprano, se descubrirá el pastel con las desagradables consecuencias y humillaciones que esta situación conlleva.


Alumnos de la UEM benditos seáis al poder compaginar vuestra formación académica con clases de inglés específico y con la posibilidad de tener acceso a otros cursos de idiomas dentro y fuera de la escuela. Gracias a eso no sufriréis nunca el síndrome de Pinocho.

Emmanuël Hazé

Compartir en Twitter Compartir en Facebook Share in LinkedIn
Comentarios (7)
Gisela (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

Empieza a tomar forma nuestro blog. ¡Además con tira humorística! Seguro que va a ser muy interesante. Aprovecho para recomendar dos películas francesas, ya que el cine siempre es una buena vía para conocer otras culturas y aprender el idioma (si es en V.O.) y no padecer el síndrome de Pinocho: «Bienvenue chez les Ch'tis» y «Odette Toulemonde».

Emmanuel Haze (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

Muchas gracias Gisela. Me sumo a tu recomendación de ver esas dos películas en francés. En cuanto a "Bienvenue chez les Ch'tis", os recomiendo verla en V.O. subtitulada para apreciar la buena traducción que se ha hecho de esta película, y la verdad era todo un desafío para el traductor.

Quincho (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

"Po favó, po favó" ni se te ocurra preguntarme cual es mi nivel, que o me sonrojo o me crece la nariz. Si me sonrojo es por mi rídiculo bajo nivel (y encima sin poder ir a clase...Dios que "Big Bang" de inicio de curso), si me crece la nariz es por lo que tú dices: mentira y gorda. Asi que ni se te ocurra "please" Thanks.

Virginia Romero (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

Comparto vuestra opinión acerca de "Bienvenue chez les ch'tits". Hay que verla en V.O. Aunque también os puedo comentar que para los franceses que no son del Norte, también es un desafío entenderlo todo a la primera. Enhorabuena por el Blog, Emmanuël!

Ester Mateu (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

Desde la China y con nuevo nombre (? ?, chino, por supuesto) que ya me gustaría oír pronunciar a mi madre, me siento identificada con el texto del EPISODE ONE. Me apunté a chino y bueno acabé aquí por estas tierras. Es un lugar muy interesante pero al principio me sentí como el mimo que se menciona. De hecho, tener que explicar en chino que el lavabo tenía una fuga fue para los recepcionistas casi casi como una exhibición de flamenco. Lo bueno de esta gente es que valoran mucho que intentes aprender su idioma e intentan comprenderte, de hecho eso ayuda mucho a mejorar ya que se pierde el miedo por completo. Como por visado al final no he podido dar clases retribuidas, me dedico a hacer intercambios de idiomas con los chinos y la verdad es que me está ayudando mucho. Sobre todo, animo a los que tienen miedo al ridículo a dejárselo en casa si quieren aprender y también a aprender la lengua autóctona porque por mucho que nos rodee, lamentablemente, el inglés no es el esperanto hecho realidad y, muchas veces, más allá del hello no van a entender nada.

Davinia Albert (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

Sólo quería comentar que me han gustado mucho both episodes, además de las viñetas de Ernesto. Saludines para todos y... ¡arriba con nuestro blog! :)

Ludivine (no verificado)
19 Abril 2016 10:34 am Responder

¡Ya tenemos armas para luchar contra este síndrome de Pinocho! Armas que son el fruto del gran trabajo del Consejo de Europa .Nos brindó primero una gran ayuda con la homogenización de los niveles, todos bien definidos dentro del Marco Europeo Común de Referencia. Puso también al alcance de todos, herramientas que permiten por una parte, una mejor evaluación del nivel real del idioma gracias a los portfolios y por otra parte, permiten a cada uno de disponer de una muy buena carta de presentación gracias a las biografías lingüísticas y al pasaporte lingüístico. Con todas estas herramientas entre las manos no se puede equivocar , no se puede exagerar o mentir sobre su nivel de idioma ya que todo lo que se incluya , debe ser demostrado mediante certificados , mediante exámenes oficiales, trabajos … Ya se está utilizando en muchas entrevistas de trabajo y también sirve para favorecer la movilidad de los europeos. Puede marcar la diferencia ¿ A qué esperáis para elaborar vuestra biografía lingüística ? Ludivine

Deja un comentario